Alimentos que te aportan Zinc y por qué es importante que los consumas

espinacas con ajo

El zinc es un mineral importante para el cuerpo, y su deficiencia puede causar pérdida de cabello y diarrea.

El Instituto Nacional de la Salud dice que el adulto promedio debe recibir 11 miligramos de zinc por día, y las mujeres adultas necesitan 8 mg por día.

A veces pensamos que es complicado obtener nutrientes reales en los alimentos que preparamos, pero quiero mostrate que es todo lo contrario.

Hay muchos alimentos que aportan Zinc, y cientos de recetas que puedes preparar que lo incluyan.

¿Cómo puedo saber si estoy obteniendo suficiente zinc?

El zinc se encuentra en muchos alimentos que las personas comen comúnmente, como frijoles, nueces, cereales para el desayuno, productos lácteos, carnes y granos.

Por esta razón, es poco probable que la mayoría de las personas tengan una deficiencia de zinc y sin embargo, puede ser que no estés percibiendo la cantidad necesaria.

Aquí te presento 3 alimentos que se usan mucho en la comida y te pueden aportar este importante mineral.

Ajo

El ajo tiene una larga lista de beneficios para la salud, uno de los cuales es que proporciona una cantidad respetable de zinc.

El ajo también tiene propiedades de limpieza, y durante mucho tiempo se ha relacionado con los efectos contra el cáncer y un corazón más sano.

Una onza de ajo contiene 0,3 mg de zinc. Eso no es mucho, pero se suma si comes ajo todos los días o lo agregas a tus recetas diarias, podría suplementar tus requerimientos.

Además, el ajo le da un sabor riquísimo a la comida.

Espinacas

El zinc es solo una de las muchas vitaminas y minerales por los que se conoce a la espinaca, y una razón más para comerla más a menudo, así como incluírla en tus recetas de cocina.

Comer una ensalada con espinacas como es una manera fácil de comenzar a ingerir más zinc en tu dieta, especialmente cuando agregas a esa ensalada otros alimentos que contienen zinc.

Una taza de espinacas cocidas contiene 1.37 mg de zinc, que es aproximadamente el 12 por ciento de su valor diario recomendado.

Cacahuates

Los cacahuetes se pueden usar como una botana para satisfacer el hambre entre las comidas, y también proporcionan suficiente zinc para ayudar a tu organismo.

Considera comer crema de cacahuate si no te gusta lo crujiente de los cacahuetes enteros. Una onza de maní contiene 1 mg de zinc o el 7 por ciento de la ingesta diaria recomendada.

Como puedes ver, es relativamente fácil obtener suficiente zinc, y tal vez ya estés comiendo algunos de estos alimentos con regularidad.

Te he compartido el ejemplo de tres alimentos que de hecho podrías combinar en una ensalada rica en sabores y combinaciones, misma que podrías incluir en tus platillos fuertes en la comida o cena.

Prueba a incluir estos alimentos en tu dieta diaria, porque además de aportar mucho sabor, te dan un mineral esencial para tu salud.

Receta ultra rápida: arroz con camarones

Camarones tiernos y arroz esponjoso cocidos en una sola sartén en 15 minutos. Una receta rápida con mucho sabor.

arroz con camarones

¡Este platillo es una recetas con mariscos con infusión de ajo y especias, está lleno de sabor y estoy segura que se convertirá en uno de tus platos favoritos!

Si necesitas una comida rápida, sin complicaciones, esta es la receta perfecta, porque es fácil de preparar y llena de sabor.

Para hacer este platillo necesitarás camarones gigantes limpios, arroz de cocción rápida (arroz basmati o por minuto), cebolla, ajo y especias.

A mí me gusta rociar un poco de parmesano recién rallado al final, pero eso es totalmente opcional. Para las especias, me gusta usar lo básico: comino, sal y pimienta.

El ajo agrega mucho a la receta y como el arroz se cocina en el mismo caldo que las cebollas y el ajo, ¡absorberá todo el sabor! Puedes servir junto con una ensalada verde y ¡listo!

Ingredientes:

Arroz de cocción rápida

1 libra de camarones desvenados, sin cáscara

1 cucharada de aceite de elección, puede ser de oliva, soya o cualquier otro aceite para cocinar

1/4 taza de cebolla picada o picada

2 dientes de ajo picados o machacados

Media cucharadita de paprika1

1/2 cucharadita de sal

1/4 cucharadita de pimienta negra

1 3/4 taza de agua

1/4 taza de queso parmesano rallado (opcional)

Instrucciones:

Enjuaga bien el arroz con agua para eliminar el exceso de almidón. Después remoja con abundante agua de 5 a 10 minutos. Calienta en una olla grande o una sartén a fuego medio-alto y añade el aceite para cocinar y la cebolla. Saltea la cebolla de 2 a 3 minutos o hasta que esté ligeramente dorada.

Añade el ajo, los camarones y las especias. Saltea durante 1 minuto o hasta que la gamba comience a tornarse rosada. Añade el arroz (totalmente escurrido) y el agua. Cuando comience a hervir, cubre y baje el fuego.

Cocina de 10 a 12 minutos o hasta que el arroz esté completamente cocido y haya absorbido toda el agua. Deja reposar todos unos 10 minutos y retira la tapa. Si hay exceso de agua, deja que hierva. Como opcional, cubre la superficie con parmesano.

No exagero cuando te digo que es la una de las mejores
recetas rápidas, está en 15 minutos y es perfecta para comidas y cenas.
Prueba cambiando el tipo de arroz y agrega ingredientes extra, algunas personas agregan verduras como calabacitas y zanahorias en lugar del queso.

Cómo convertir Evernote en un recetario perfecto

¿Sigues manteniendo un registro de tus recetas de cocina en una libretita vieja? Es hora de actualizar y aprovechar la tecnología que tenemos hoy y tener el recetario perfecto.

evernote

Evernote es una de mis herramientas favoritas para tomar notas. Es fácil de usar y tiene complementos para casi todos los principales navegadores.

Lo uso para anotar ideas de historias, sacar fotos de recibos importantes y como mi recetario principal. Ahí puedo tener todas las recetas que voy conociendo.

Evernote tenía un recetario independiente hace un tiempo llamado, adecuadamente, Evernote Food, pero el desarrollo fue cerrado.

Probablemente porque ya tienes todo lo que necesitas en la aplicación central de Evernote.

Si no has usado Evernote nunca, tus recetas necesitarán un lugar para almacenarse, así que primero crea un cuaderno de “Libro de recetas” o “recetario” en Evernote.

Luego deberás instalar y activar la extensión de Evernote para tu navegador. En Chrome, vas a la tienda web y seleccionas la extensión de Evernote Web Clipper.

Una vez que esté instalado, visita tus páginas de comida favoritas y una vez allí, seleccione el texto de la receta en la página o simplemente haz clic en el icono de Evernote (es la pequeña cabeza de elefante).

A continuación, selecciona tu cuaderno de recetas en el menú desplegable si no se selecciona automáticamente y haz clic en el botón verde grande de guardar y ya está todo listo, esa receta que te gustó, ya la tienes almacenada en tu recetario.

Algunos consejos para hacer de Evernote tu recetario perfecto:

Agrega etiquetas

Es mejor agregar etiquetas antes de guardar la receta, porque una vez que esté en Evernote, la abrirás una docena de veces, y usar etiquetas hará que te sea más fácil encontrarla.

Por ejemplo, puedes agregar etiquetas como “platillos rápidos y fáciles”, para las recetas que te llevan menos de media hora preparar; “platos fuertes” para las recetas de comidas completas o más elaboradas; “aperitivos o botanas” para las recetas de entradas, etc.

También puedes agregar etiquetas de ingredientes, estilos de cocina, y todo lo que te ayude a localizar rápido tus recetas.

Modifica los títulos de tus recetas

De forma predeterminada, Evernote agrega el título del blog junto con el título de la página que estás recortando. Sin embargo, yo te recomiendo que edites ese título y hagas uno personalizado, eso hará que sea todavía más sencillo de buscar.

Imágenes
Incluye una imagen del platillo también. Evernote describe convenientemente el texto seleccionado en verde para que puedas ver si la imagen está incluida en la selección de texto que hagas. ¿Por qué te sugiero que uses imágenes? Porque no te imaginas la cantidad de recetas que yo ignoré por mucho tiempo simplemente porque no veía cómo lucía el platillo.

¡Edita, edita mucho!

La mejor parte de tener un recetario virtual es que puedes agregar en todo momento los detalles que quieras. Ingredientes, trucos, formas de prepararlo, etc. Así que podrás modificar las recetas cuantas veces quieras.

Así que ya lo sabes, si necesitas un
recetario versátil y seguro para todas tus recetas de comida, saca provecho de Evernote.

Cómo eliminar manchas de aceite de cocina de la ropa

Esta es la pesadilla de todo chef, desde el amateur hasta el profesional: ¡las terribles manchas de aceite de cocina!

manchas de aceite

A todos los que nos gusta la cocina, nos sucede y muchas veces terminamos arruinando ropa por salpicaduras de aceite.

Pero, ya no te preocupes, porque aquí te tengo 6 consejos para que soluciones este problema tan común en la cocina.

1. He encontrado que algunos lavatrastes eliminarán la grasa o las manchas de aceite de cocina incluso después de haber pasado la ropa por la secadora. Pon un poco sobre la mancha, talla y retira.

2. El champú para el cabello también puede quitar el aceite de cocina o las manchas de grasa.

3. La clave para eliminar las manchas de grasa es lavar la ropa en el agua más caliente posible, al menos hasta la temperatura que sea segura para la tela.

4. Retira el exceso de grasa o aceite raspando sobre la tela con una cuchara y absorbe con una toalla de papel. Aplica un poco de lava trastes, deja reposar unos minutos y enjuaga.

5. Cubre la mancha de aceite con una cantidad generosa de talco para bebés y déjalo al menos por 24 horas. Lava la prenda y, si sigues viendo la mancha, repite la aplicación de talco una vez más.

6. Puedes usar un multiusos como Lestoil. Con este producto debes tener cuidado, porque no solo tiene un olor muy fuerte sino que podría dañar la ropa si lo usas en exceso.

OJO: el olor del producto podría quedar un buen rato en la ropa, por lo que tal vez tengas que lavarla de nuevo en máquina. La ventaja que tiene usar este limpiador es que muchas veces funciona en manchas muy viejas.

Espero que estos consejos te ayuden para cuidar mejor de tu ropa sin tener que dejar de preparar tus recetas favoritas en la cocina.

¡Cuéntame qué te funciona mejor!

Para los que no les gusta el kale: una receta de ensalada para convencer

Esta es una receta de ensalada con mucho sabor, para las personas que piensan que todas las ensaladas caseras son medio insípidas y le sacan la vuelta a los vegetales.

Los beneficios de comer ensaladas son innegables, así que bien conviene experimentar con recetas ricas que puedan aportarnos más nutrientes.

Esto hace que sea una buena ensalada grande para 6 a 8 personas, pero también se puede preparar en mayor cantidad para una reunión de varios invitados. Esta receta de entrada necesita muy pocos ingredientes:

Un manojo de

kale fresco

Limones

Almendras picadas

Queso cheddar

Sal y pimienta

Así es como lo preparo:

Lave y rebane finamente dos manojos de kale, sin los tallos, y póngalo todo en un tazón de ensalada.

Exprime el jugo de un limón y espárcelo en las hojas de kale con las manos hasta que estas empiecen a sentirse suaves y tengan un olor a hierba fresca.

Agregue dos manzanas picadas, dos puñados de almendras picadas también y el queso cheddar en cubos que desee; yo prefiero el queso cheddar de marcas que producen sabores más fuertes.

Rocíe con el aceite de oliva las hojas. Sazone con sal y pimienta, agregue un poco más de jugo de limón al gusto y mezcle todo suavemente.

En este punto, podría agregar un puñado de cerezas secas o semillas de granada para darle dulzura.

<h3>Hagas lo que hagas, es básicamente imposible arruinar esto. Y en caso de que termines con sobras, sabrán igual de bien al día siguiente.</h3>

Esta es una de esas recetas de entradas que son buenas para toda ocasión, sin importar los platillos que vas a servir después.

¿Te animas a probarla? Sigue los ingredientes extra de esta receta e improvisa con otros, te sorprenderá saber que el kale va con muchas cosas.

¿Quequitos de Atún? Sí, es posible….

Hace poco encontré algunas recetas prácticas y originales que se acostumbran a preparar en otros países y me parecen perfectas y fáciles de preparar, especialmente por las mañanas en casa, cuando todo está muy ajetreado: ¡Quequitos de Atún!

muffins de atún

Esta receta recuerda a los populares pasteles de cangrejo, tan conocidos y acostumbrados en Corea y otros países de Asia, pero en su lugar usan atún. Aquí está la receta:

Ingredientes:

    • 1 lata pequeña de 95g de atún, bien escurrida y ligeramente triturada.
    • 1 Huevo
    • Cebollitas picadas
    • Pan molido
    • Polvo para hornear
    • Aceite de soya
    Sal y pimienta al gusto

Cómo preparar:

Primero tienes que mezclar todos los ingredientes: el atún, el huevo, las cebolletas, el pan molido, el polvo para hornear, la sal y la pimienta en un tazón. Mezcla todo bien hasta lograr una pasta consistente.

Calienta el aceite para cocinar en una sartén a fuego medio. Coloca cucharadas llenas de la mezcla en la sartén cuando ya esté bien caliente. Puedes ayudarte con la misma cuchara para dar forma a los pasteles.

Hay que freírlos durante 2 ó 3 minutos porcada lado hasta que estén bien dorados y crujientes. Retira y escurre sobre papel de cocina.

muffins de atún

Estas tortitas o quequitos de atún se pueden servir calientes o fríos, acompañados con un poco de mayonesa o salsita tártara.

¿Listo para saborear estos orginales quequitos de atún?

Las Magdalenas de Maíz Perfectas

Tal vez no creciste comiendo magdalenas de maíz y te estás preguntando en qué se diferencian del clásico pan de elote, pues bueno, aquí te lo explico:

muffins de maíz

La mayoría de las magdalenas o muffins de maíz están hechos con una cantidad igual o incluso mayor de harina que la harina de maíz; estos son 2/3 de harina de maíz.

Pero aquí te comparto una receta muy buena para probar estos panecitos deliciosos para esas tardes nubladas para acompañar un buen chocolate o café. Es una variante para probar el clásico pan de elote.

Los ingredientes que vas a necesitar:

2 tazas (280 gramos) de harina de maíz amarilla, para dividir

1 taza (130 gramos) de harina para todo uso

1 1/2 cucharaditas de polvo de hornear

1 cucharadita de bicarbonato de sodio

1 1/4 cucharaditas de sal fina de mar o de mesa

1 1/4 tazas (300 ml) de leche, todo es mejor aquí

1 taza (240 gramos) de crema agria (el yogur natural con toda la grasa también puede funcionar aquí)

8 cucharadas (115 gramos) de mantequilla sin sal, derretida y enfriada ligeramente

3 a 5 cucharadas (35 a 60 gramos) de azúcar

2 huevos grandes

muffins de maíz

Cómo preparar:

Caliente el horno a 425 ° F (220 ° C). Engrase o cubra un molde para muffins estándar de 12 tazas con forros desechables.

Bate 1 1/2 tazas de harina de maíz, harina, levadura en polvo, bicarbonato de sodio y sal en un tazón mediano.

En un tazón grande (si tiene un microondas) o una cacerola mediana (si no lo tiene), combine la leche y la 1/2 taza de harina de maíz restante.

En un microondas, cocine la mezcla de harina de maíz durante 1 1/2 minutos, luego bata bien y continúe en el microondas en incrementos de 30 segundos, mezclando hasta que se espese.

En la estufa, cocine la mezcla de harina de maíz a fuego medio, batiendo constantemente, hasta que espese como se describe anteriormente, luego transfiera a un tazón grande.

Batir la mantequilla, luego el azúcar, luego la crema agria en la harina de maíz cocida hasta que se mezclen.

En este punto, la mezcla húmeda debe estar lo suficientemente fría para que los huevos no los revuelvan, pero si aún parece estar demasiado caliente, déjelo enfriar durante 5 minutos más.

Batir los huevos hasta que estén combinados.

Incorpore la mezcla de harina hasta que esté bien combinada y la masa esté muy espesa.

Divida la masa uniformemente entre las tazas para muffins preparadas; Se montará ligeramente por encima del borde.

Hornee hasta que las partes superiores estén doradas y el palillo insertado en el centro salga limpio, de 13 a 17 minutos, rotando la lata del panecillo a la mitad de la cocción para asegurar una cocción uniforme.

¡Sirva caliente y a disfrutar!

Esta receta, como puedes ver, lleva un poco de tiempo, pero vale la pena porque es una forma diferente de probar el tradicional pan de elote.

Un platillo muy mexicano: Chicharrón en Salsa Roja

Este es un platillo muy mexicano de comida casera. Este fue un plato típico que mi mamá prepararía para las comidas de los fines de semana. Servido con pan bolillo caliente y rebanadas de aguacate: chicharrón en salsa roja, ¡simplemente delicioso!

chicharrón en salsa roja

Para esta receta, utilicé un buen kilo de carne de cerdo empacado ya que no tenemos carnicerías mexicanas por aquí (vivo en Houston). En la carnicería, consigues ese chicharrón caliente por la libra Al final de la receta puedes ver cómo preparé los chicharrones estilo carnicería con la carne de cerdo cocida a fuego lento. Checa los ingredientes y cómo prepararlo, es mucho más sencillo de lo que pudieras imaginar.

Los ingredientes:

3 tomates roma, cortados en cuartos

2 serranos (1 picado y 1 picado)

1/4 a 1/3 taza de agua

Pizca de sal

Aceite de oliva

1/3 taza de cebolla blanca, cortada en tiras finas

4 onzas de chicharrones

Instrucciones para preparar:

1. En la licuadora, agregue los tomates, 1 serrano (aproximadamente picado), 1/4 taza de agua y una pizca de sal. Mezclar en alto hasta que quede suave, dejar de lado.

2. En una sartén, precaliente 2 cucharadas de aceite de oliva a medio durante unos minutos. Agregue las cebollas y los serranos picados, cocine por 3 minutos.

Agregue la salsa de la licuadora y cocine por 6 a 8 minutos. Añadir el chicharrón y remover bien para combinar. Reduzca el fuego y cocine por otros 3 minutos.

Servir de inmediato con tortillas calientes y frijoles refritos.

Rinde 4 porciones.

chicharrón en salsa roja

Consejo ~ Prueba el platillo antes de agregar más sal. Los chicharrones ya son salados. Esta receta de chicharrón en salsa roja se puede preparar con cualquiera de sus recetas de salsas favoritas. ¡Agregue también un poco de queso fresco en rodajas!